Aceptar INFORMACIÓN IMPORTANTE SOBRE COOKIES. Este portal web utiliza cookies para facilitar su navegación e información adecuada. Si aceptan expresamente nuestra política de cookies o continúan navegando por las diferentes páginas, se entenderá que aceptan la instalación y uso de las cookies.

Introducción

Cualquier estudio se ciñe a la personalidad de la persona estudiada: sus aptitudes intelectuales, la forma de razonar y de llegar a tomar decisiones, su influencia del ambiente o su independencia, sus aptitudes sociales y emocionales, sus aptitudes activas, su instinto de adquisición, su sentido de la prudencia, etc.etc.

Siempre se refiere el estudio al momento en que fueron tomadas las fotografías: nuestra vida está en constante evolución y por ello, vamos cambiando ligeramente. Por ello, las fotos se han de tomar en el momento de realizar el estudio: no valen fotos antiguas.

Este estudio de personalidad no pretende “predecir” lo que alguien hará en el futuro. La libertad de cada uno está por encima. Cuando tomamos consciencia de cómo somos en realidad, podemos cambiar nuestra forma de comportarnos y “corregir” aquellos aspectos de nuestro comportamiento que queremos superar. Es por ello que este estudio siempre ayudará a conocerse mejor a la persona y puede ser un punto de inflexión en su vida.

Estudio Básico Estudio Premium

Requisitos necesarios

Sea cual sea el tipo de estudio, hay unos requisitos que son iguales para todos, y que son los siguientes:

Para realizar el estudio de personalidad necesito tomar varias fotografías del rostro de la persona desde diversos ángulos. En caso de que no sea posible una entrevista personal, se puede optar por mandar las fotografías por correo electrónico o postal.

Las fotos deben de tomarse de cerca, ser nítidas y tener una buena resolución. Necesitamos una buena foto de cara y de los dos perfiles, así como de los dos semiperfiles, como mínimo. La cara ha de estar despejada, sin maquillajes y sin cabellos que caigan sobre la frente o mejillas a fin de que se vea bien la implantación del cabello en la frente y las sienes.

También necesitamos los datos físicos relativos a la altura, el peso y la edad de la persona, así como si es diestra o zurda.

En el caso de haber tenido alguna intervención estética hay que especificarlo y valoraré el caso concreto, pues algunas intervenciones modifican el rostro hasta el punto de no poder llegar a valorar si la persona las ha integrado en su personalidad o bien, sólo reflejan una apariencia de carácter que en realidad no se corresponde con el suyo.

Si el interesado es un menor de edad han de prestar consentimiento escrito uno de sus representantes legales (padres, tutor) por escrito, además del consentimiento del menor de edad.